La Veleta (vía Mesa de las tablas) D+1,800m

Reseña escrita por: Ilia Garza
Fecha: 05 y 06 de Noviembre 2016

Gracias al Club Trepacerros por aceptar mi participación en el recorrido sin ser miembro (ni pregunté, solo me colé.) y además por tener la confianza de asignarme la redacción de ésta reseña.

El sábado a media mañana nos reunimos por la zona Tec, grupo opción 1: Sofi, Sam, Javi, Edgar, Adrián e Ilia, y nuestras mascotas Khumbu, Denali y Sherpa.  Salimos hacia Arteaga, N.L., el pronóstico indicaba lluvias y frío, por lo que desde el inicio pintaba para ser un recorrido interesante y retador.

Llegando a San Antonio de las Alazanas solo hicimos una parada para comer y seguimos hasta Mesa de las Tablas para dejar la camioneta y comenzamos el ascenso a las 2:30pm.  A los 15 min empezó el “chipi chipi” y nos detuvimos a cubrir mochilas y sacar los impermeables;  A partir de aquí la niebla se cerró y la lluvia no paró, solo en muy breves momentos.  Íbamos a un paso tranquilo ya que traíamos peso por el equipo de camping. En un par de ocasiones perdimos de vista a Khumbu, resulta que tiene cierto problema con las vacas y en cuanto detectaba algunas se iba con ellas a ladrarles y se alejaba del camino, aprovechamos éstos momentos para descansar mientras Javi se iba a buscarlo.

Comenzó a bajar el sol y el frío se hacía sentir más cada vez que nos deteníamos, procurábamos no hacerlo por mucho tiempo. Más tarde y ya sin sol, entre la densidad de los pinos, la lluvia, la oscuridad y la niebla, teníamos un escenario espectacular!

1-subida-niebla

Después de 5 horas llegamos a la zona de camping que el club llama “Mundo Marlboro”, aquí dormiríamos bajo el cobertizo de una cabaña abandonada, no era opción dormir dentro de ella porque había mucho rastro de ratas, incluso vimos unas cuantas. Cenamos, preparamos camping y a dormir.

Como a la 1:30am Khumbu hizo de las suyas, a lo lejos escuchábamos sus ladridos y después de un buen rato a Javi no le quedó más remedio que ir a buscarlo. Supusimos que había ido con algunas vacas o burros, hasta que en la mañana del domingo detectamos su fuerte olor a zorrillo el cual nos perfumó el resto del recorrido. Sherpa y Denali no se quedaron atrás y también hicieron de las suyas en varias peleas entre ellas durante todo el recorrido.

2-mm

Desayunamos, levantamos camping y alrededor de las 9:00am, por radio empezamos a tener noticias del grupo opción 2: Rob, Gaby, Curcho, Mandy, Telma, Licon y Ángel, habían acampado en Mesa de las Tablas y comenzaron a subir a muy temprano por la mañana. Nos adelantamos para ir calentando y una media hora después nos alcanzaron. En ésta parte del camino pudimos apreciar muy bien el paisaje, ya que estaba despejado, todo muy verde y había mucho pino joven, el clima era muy favorecedor.

"Pocitos"
Pocitos

Ya reunidos los 2 grupos llegamos hasta un paraje muy bonito llamado “Pocitos”, hasta aquí el camino había sido bastante amigable, era camino ancho donde podrían subir camionetas. A partir de éste punto comenzaba una vereda estrecha pero muy bien marcada y sin mayor complicación. Poco después llegamos hasta un puerto donde nos esperaba la parte final y más dura para llegar a la cumbre, no había camino y estaba muy empinado.

3-ultimo-pegue
Puerto

Aproximadamente a las 12:30 pm hicieron cumbre los primeros y fui la última unos 20 minutos después. ¡Por fin ese momento de gusto y satisfacción por haber llegado! Estábamos a 3,200msnm, descansamos un rato, comimos y tomamos algunas fotos; Nos quedamos con las ganas de apreciar la vista por que estaba muy nublado.

4-cumbre
Foto de cumbre

Como a la 1:30 comenzamos a caminar, nos esperaba un largo regreso y queríamos aprovechar lo más que pudiéramos el tiempo que nos quedaba de luz, aquí los perritos ya comenzaban a mostrar cansancio. Hicimos una parada breve antes de llegar de nuevo a Mundo Marlboro a recoger el equipo de camping que habíamos guardado para no subir tan pesados. En éste punto de nuevo se nubló y comenzó a llover.

5

Sam y yo nos preocupamos un poco por Sherpa, traía lastimada una pata por una de sus peleas con Denali y ya no quería caminar, estaba temblorosa y muy cansada. Gaby nos dio una pastilla de para desinflamar y le improvisamos una camilla, lo cual fue un intento fallido por el peso y lo incómodo. Probamos dejarla caminar de nuevo y resultó bastante bien, la pastilla había hecho su efecto y pudo continuar sin problemas!

6

Aquí empezamos a apretar el paso, aun nos quedaba más de la mitad del regreso. Caminamos, caminamos y caminamos… En un momento hubo una subida eterna y una bajada interminable. Volvió el panorama de niebla, lluvia y oscuridad y a lo lejos se veían las luces Por un momento me cruzó por la mente: En qué estaba pensando cuando le dije a Sam: Si claro, vamos a la Veleta!

Es un recorrido muy exigente, ya que a diferencia de otras cumbres La Veleta no consiste en subir de ida y bajar de vuelta, si no que todo el recorrido son subidas y bajadas. A pesar de las condiciones del clima y los 42km de recorrido, todos mantuvimos siempre un excelente ánimo. Entre 8:30pm y 9:00pm finalmente llegamos al pueblo, empapados, con hambre, frío y con el típico pensamiento de “No sé por qué me gusta hacer esto, pero me encanta!”. Denali, Sherpa y Khumbu terminaron como campeones!

Estimados Trepacerros: Fue un placer, pero no vuelvo a salir con ustedes! =)

#mejordebajadita #lomíoeselcañón #quebuenafriega

Es broma, lo disfruté muchísimo y claro que volvería! Espero les haya gustado la reseña.

Abrazo a todos!

Ilia Garza

Anuncios

Un comentario sobre “La Veleta (vía Mesa de las tablas) D+1,800m

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s